Iconos emblemáticos: Diseñar el mundo de Windows

2 de Marzo de 2020
Los nuevos íconos Windows 10 en Diseño Fluent, según Christina Koehn, Líder de diseño de Windows y Surface en Microsoft

Artículo publicado en news.microsoft.com.

Diseñar para Windows es diseñar para el mundo. En la actualidad, Windows 10 impulsa a cientos de millones de dispositivos alrededor del mundo: en escuelas, hogares, oficinas, y en movimiento. Es parte de la historia del cómputo mismo, y los diseñadores han estado a lo largo del viaje desde el principio, para llevar los principios estéticos del diseño a un nuevo paradigma de cómputo amigable para el usuario.

Este viaje ha evolucionado de manera notoria, siempre con un foco en la manera en que la gente se apoya en la tecnología para lograr lo mejor posible. El sistema operativo (OS) Windows 1.0 se estrenó al mundo en 1985 (no hagan bromas con la edad por favor). Microsoft mantuvo una estrategia estable en los primeros años de Windows: construirlo, liberarlo, construirlo de nuevo. Estos eran ciclos predecibles de 3 años en los cuales Windows era enviado, de manera literal, en una caja. Los ritmos comenzaron a cambiar con el inicio de la primera web, cuando a la gente se le presentaba la idea de estar super conectada a toda la información del mundo. Con el tiempo, este nuevo comportamiento cambió del escritorio al móvil. El cómputo, el conocimiento y la conexión global se volvieron aún más ubicuos.


La evolución del icono de Correo con el tiempo

Íconos del futuro

Avanzamos a la era de Windows 10 y el concepto de la computadora personal (de cariño, la PC) significa algo que es diferente por completo a lo que significaba hace tres décadas. Se estima que hay cuatro dispositivos conectados por persona, y ese número aumenta de manera constante. Como diseñadores, esto nos señala que la vida moderna es complicada. Y como diseñadores de Windows, esto señala una necesidad de simplicidad a nivel de sistemas.

En términos de un sistema, podemos ver a los íconos de Windows como un medio para guiar a las personas, mejorar su comprensión y experiencia (conocido como wayfinding). Los sistemas son complejos de manera inherente y los íconos brindan puntos sencillos de referencia. Tal vez no nos hemos dado cuenta aun qué tanto nos apoyamos en estas sutiles pistas para navegar el OS – nuestros cerebros son máquinas increíbles que sintetizan esta información en segundo plano. Nos apoyamos en esa maquinaria cognitiva cuando diseñamos, para ayudar a la mente a hacer varias tareas a la vez, organizarse, y comunicarse.

Esta coreografía de diseño se vuelve más crítica conforme avanza la tecnología. Es por eso que nos embarcamos en un esfuerzo multianual a través de los equipos de diseño de Microsoft para rediseñar nuestros iconos: un sistema dentro de un sistema. Los iconos planos y monocromáticos se ven increíbles en un contexto de mosaicos coloridos, pero entre más estilos de icono entren al ecosistema, este enfoque necesita evolucionar. Cuando los iconos en la barra de tareas y en el menú de inicio son de diferentes estilos, se crea más carga cognitiva para escanear y encontrar aplicaciones. Necesitábamos incorporar más pistas visuales en el lenguaje de diseño de iconos a través de nuestro Fluent Design Language (Lenguaje de Diseño Fluent) modernizado.



En pocas palabras: evolucionamos. Nuestros ecosistemas de experiencia son bastante intrincados y se han comenzado a esparcir desde Windows a plataformas de terceros como Android, iOS, y Mac. Estamos dedicados a hacer nuestros iconos familiares, hermosos e inclusivos dentro del fenómeno moderno de la experiencias multi plataforma y multi dispositivo.

Familiaridad en el cambio

Cuando actualizábamos el lenguaje del sistema: no nos alejamos de la iconografía establecida: la traducción de función a imagen que se ha vuelto familiar para nuestros cerebros. Investigaciones muestran que la gente quiere consistencia en el diseño y conexión con la marca, con suficientes diferencias que ayuden al reconocimiento. Estiramos el lenguaje para permitir representaciones literales así como metáforas abstractas mientras mantuvimos un ADN común que los une a todos.


Exploramos una variedad de direcciones de diseño para el icono de calculadora desde una versión monocromática (izquierda) hasta la versión Fluent actual (derecha).

A través de aprovechar el Sistema de Diseño Fluent, introdujimos profundidad y color a nuestra iconografía. Estas pistas adicionales son sutiles, pero hacen un mundo de diferencia cuando se escanea una interfaz. Vivimos entre múltiples sistemas operativos, de manera constante cambiamos entre tareas, prioridades, e identidades. La adición de color también brinda un lenguaje cohesivo de diseño entre plataformas: el icono que es familiar en Windows 10 es el mismo en Android, iOS, y Mac, para brindar una ruta de wayfinding a través de su vida digital. Las nuevas esquinas redondeadas a través de la interfaz de Windows 10 consigue la misma meta: hacer que estos iconos se sientan como si vivieran en el mundo real; algo familiar y accesible para agarrar.

La mayoría de la gente comenzará a ver estos nuevos iconos a través de actualizaciones de aplicaciones desde la Tienda Microsoft. Si son Windows Insider en el Release Preview ring, los iconos Correo y Calendario se comenzaron a distribuir ya. Y si son Insider en el Fast ring, comenzarán ya a ver algunos nuevos iconos e incluso más en los próximos meses.

Este viaje del mundo real continua con diseñadores a través de Microsoft que comparten ideas, investigación y comentarios para hacer el mejor sistema posible para nuestros clientes globales. Rediseñar estos iconos señala nuestro compromiso con la evolución del OS de Windows, para honrar su legado mientras se redefine el arquetipo en el que vive. Nos encanta aprender sobre las maneras en que nuestros clientes se apoyan en Windows para trabajar, aprender, jugar, y conseguir, inspirados en cómo el humilde sistema operativo puede simplificar la vida moderna. ¡No dejen de hablar con nosotros!


Comentarios

Comparte tu opinión con los lectores